Por qué hacer testamento

¿Por qué hacer testamento?

Hacer testamento es siempre una buena idea, independientemente de si tienes un gran patrimonio o no.

Contrariamente a la creencia extendida de que únicamente es aconsejable hacer testamento cuando se tienen muchos bienes, es importante saber que existen determinadas situaciones que pueden ser modificadas precisamente a través del testamento.

A continuación, verás la importancia de hacer testamento y qué ventajas tiene.

 

¿QUÉ ES EL TESTAMENTO Y CÓMO SE HACE?

El testamento es el acto por el cual una persona dispone para después de su muerte de todos sus bienes o de parte de ellos (artículo 667 del Código Civil).

Es un acto que tiene que llevarse a cabo de manera personal, no se puede encargar a otra persona. Tampoco es posible realizarlo de manera conjunta.

Para redactar testamento basta con acudir a la notaría con tu DNI y que exponer ante el Notario la forma en que quieres que se repartan los bienes. Una vez gestionado, la notaría te dará una copia simple de tu testamento.

Además, el contenido del testamento es secreto, únicamente tendrá acceso a él el testador y sólo será revelado al momento de su fallecimiento.

 

VENTAJAS DE HACER TESTAMENTO

1º Es un trámite sencillo y económico.

Es un trámite muy sencillo, que se hace de manera ordinaria en la notaría y tiene un coste aproximado de 60€.

Para otorgar testamento el único documento que debes llevar contigo a la notaría es tu DNI.

Tu abogado de Familia o el propio Notario te ayudará a decidir la forma en que deseas repartir tus bienes. Debes conocer qué implicaciones legales tiene y para ello lo importante es un buen asesoramiento previo.

 

2º Reparto de los bienes conforme a tu voluntad.

El testamento es la herramienta que te va a permitir decidir sobre la forma en que van a repartirse tus bienes entre tus herederos para el momento en que tú fallezcas.

Si no decides y dejar por escrito cómo quieres que se repartan tus bienes, este reparto se hará según lo que la Ley dicte, pudiendo dar lugar a situaciones contrarias a tu voluntad. Puede suceder que quieras que un determinado heredero reciba un bien en concreto y en caso de que fallezcas sin hacer testamento nada garantiza que ese reparto vaya a hacerse de esa forma específica.

No todos los herederos tienen que serlo a partes iguales

Una consulta recurrente es sobre la posibilidad de desigualar a los herederos. Las situaciones familiares son complejas y a menudo difíciles, lo que puede llevar a querer que no todos los herederos hereden por partes iguales.

Mediante el testamento esta cuestión queda solventada, pues te permite-salvadas las cantidades mínimas que cada heredero ha de percibir obligatoriamente por ley- disponer de tus bienes a tu gusto, determinando quién quieres que perciba más y quién menos.

 

Testamento con hijos menores

El testamento también va a permitirte, en caso de que tengas hijos menores, elpor qué es importante hacer testamento con hijos menoresegir a la persona que en caso de fallecimiento se va a encargar de administrar los bienes de la herencia hasta que tus hijos alcancen la mayoría de edad y puedan disponer de ellos por sí mismos.

Normalmente este cargo recaerá sobre el otro progenitor, si bien puede nombrarse a otra persona. Esta cuestión es particularmente interesante si has hecho testamento estando casado y posteriormente te has divorciado (enlazar con el artículo del testamento y el divorcio).

Qué ocurre si no haces testamento

Si has hecho testamento, llegado el caso y salvo supuestos excepcionales, se pasará a la adjudicación de la herencia, que es la asignación de bienes concretos a los herederos o legatarios.

En caso de no haber hecho testamento, se inicia un procedimiento de declaración de herederos, que es previo a ese reparto.

La declaración de herederos se prevé en el artículo 912 del Código Civil.

 

Si lo que quieres es hacer un reparto de tus bienes por partes iguales, el procedimiento de designación de herederos lo único que va a hacer es alargar el trámite de manera innecesaria.

En cuanto al coste, el procedimiento de declaración de herederos en notaría va a ser necesariamente superior a 200€, cuando hacer testamento cuesta en torno a 60€ de Notaría más el asesoramiento del abogado.

Una vez más, la forma de agilizar el procedimiento de adjudicación de la herencia es mediante el otorgamiento de testamento.

 

3º Es una garantía de protección respecto a tu pareja.

Aunque estés casado, tus hijos y tus padres van a tener preferencia a la hora de heredar sobre tu pareja.

Si no has dispuesto nada al respecto, tu pareja puede terminar en una situación de desamparo económico.

Una vez más, la solución es hacer testamento y nombrarlo/a heredero/a, de manera que en caso de fallecimiento perciba al menos una parte de los bienes de los que veníais disfrutando durante el matrimonio.

 

Es importante destacar que existen límites al respecto y que la designación como heredero del cónyuge superviviente ha sido regulada de manera distinta en las diversas legislaciones territoriales que en materia sucesoria existen dentro de nuestro país, por lo que habrá que estar a lo que digan cada una de ellas.

En caso de no haber formalizado nunca el matrimonio o si sois pareja de hecho, el peligro de no hacer testamento es aún mayor, pues en ese caso tu pareja no tendría absolutamente ningún derecho a percibir o disfrutar de ninguno de los bienes de tu herencia.

 

En conclusión, asesórate adecuadamente y haz testamento para que tus bienes se repartan según tus deseos.

 

Autor: Francisco Moret Gea

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te escuchamos
1
¿En qué podemos ayudarte?
¿podemos ayudarte?
A %d blogueros les gusta esto: